Relojes antiguos
 

Relojes antiguos

Relojes antiguosLa historia de los relojes antiguos suizo está industria de la relojería tuvo momentos de la alta y de baja. Después de un principio muy difícil en el siglo XVII, experimentó un alta en el siglo XIX, una alta que se estancó repentinamente en los años 70 del siglo XX.

Agradece a las medidas valientes que la industria de los relojes antiguos se pudo recuperar hacia finales del siglo XX y de cuentas hoy entre los sectores más eficaces de la economía de la exportación del suizo. Los primeros países que hicieron los relojes antiguos era Italia, Alemania, Francia, Inglaterra y los Países Bajos. Durante de largo plazo, los relojes antiguos tenían dos funciones principalmente: eran, en la una mano, mercancías ricas del lujo para los monarcas y noble y, por otro, instrumentos exactos para la navegación marina. Puesto que en Suiza había una nobleza de gran alcance ni ningún una navegación marina, el desarrollo de la industria de los relojes antiguos tomó bastantes en dar el pie en este país alpestre.

Los principios de los relojes antiguos
Al principio del siglo XVII, la fabricación de los relojes antiguos comenzaron a prosperar en Ginebra. Ginebra era ya un centro del diseño y del comercio antes de su adherencia a la confederación suiza en 1815. Muchos relojes antiguos suizos adquirió sus amos al exterior. Sabido más entre ellos era Abraham-Louis Breguet (1747-1823).

Él nació en Neuchâtel (suizo), él hizo el suyo que aprendía en Versalles y él vivió durante de largo plazo en Londres antes de ser basado definitivo en París. Breguet es considerado por muchos como el “mayor relojero por toda la hora”. Inventó y desarrolló una serie de innovaciones como el remolino (un equipo que independientemente hace la operación lisa posible de las ruedas de la impulsión de la fuerza de la gravedad) y desarrolló el “reloj del choque” ocurre a qué cuerda él. La idea para la fabricación de este reloj vino de otro suizo, de Abraham-Louis Perrelet (1729-1826).

Los relojes antiguos

El desarrollo de la industria de los relojes antiguos
Los relojeros suizos no sólo muy innovadores con respecto al desarrollo de los nuevos modelos de la relojería, también era los minoristas muy capaces que encontraron una ayuda sólida en el sistema de actividades bancarias suizo. La era suiza por esa razón del él sí mismo de la industria de los relojes antiguos era un sector orientado a la exportación. Los minoristas de los relojes antiguos viajaban a esos países en donde podrían vender sus productos. Allí eran posible ser descubierto los predilecciones y el gusto de otros países.

Los relojes antiguos suizos copió los modelos franceses e ingleses al principio. Agradece a su producción más eficaz podían hacer las copias del pirata más ventas que sus competidores en otros países. Cuando la industria de la relojería en Suiza había colocado abajo definitivo, podrían comenzar a crear sus propios modelos.

Los componentes hechos en hogares privados o fábricas pequeñas en las ciudades acerca a Ginebra. Para la asamblea final los pedazos al almacén de la joyería en Ginebra fueron enviados.

Los relojes antiguos como las joyas
Durante de largo plazo los relojes antiguos no eran objetos simples pues son él hoy. No admitieron la manga (los relojes antiguos todavía comenzaron a ser populares en el siglo XX), no tomaron colgado en las cadenas, los bolsillos internos o de los pantalones y en correas. Tomaron algo como las joyas y no sólo tienen gusto de los instrumentos cronométricos.

Por consultas sobre el sitio comunicarse a: viajeasuiza@hotmail.com

 
Hoteles en Suiza